Archivo

El club de dados tiene premio.

En Ediciones Watashi estamos de enhorabuena, y es que en el recientemente celebrado XII Festival Internacional de Juegos de Córdoba 2017 la asociación jugamos todos nos ha concedido el premio especial al cómic por la publicación del manga “Después de clase, el club de dados.”

Podéis leer la noticia en http://www.jugamostodos.org/index.php/noticias-festival/7735-festival-2017-premio-jt-especial

Desde la editorial queremos agradecer a nuestros amigos de Jugamos todos este reconocimiento. Gestos así nos lenan de ilusión y hacen que nos entren ganas de seguir con nuestro trabajo con más ganas todavía (si ello puede ser) de las que ya teníamos.

Muchas gracias, de todo corazón.

Guardar

Después de clase, el club de dados, tomo completo.

Vuelven las chicas del club de dados, pero esta vez en tomo completo, con los 10 primeros capítulos de este manga para jugones.

Ya habíamos publicado algunos capítulos sueltos, pero ahora podéis disfrutar de todo un tomo completo (a partir de ahora será así como lo publiquemos todo).

En este primer tomo podréis conocer cinco juegos muy divertidos: Marrakech, Poker de bichos, Ratones a la carrera, Raj y Los hombres lobo de Castronegro.

Y pronto Aya, Miki y Midori volverán con más juegos.

Venga, os toca jugar.

Raj, un juego sencillo pero que te hará pensar.

rajHoy vamos a presentaros el cuarto juego que aparece en el manga “Después de clase, el club de dados”.

Se trata de Raj, un juego de cartas creado por alez Randolph, considerado uno de los autores más importantes. Es un juego muy sencillo pero en el que os tocará comeros el coco para tratar de ganar.

¿Como vais de psicología? ¿Sois capaces de anticipar lo que harán los demás? Porque en este juego, eso os puede ir bien.

Cada jugador recibe 15 cartas, numeradas del 1 al 15. Además hay un mazo central con cartas de puntos numeradas del -5 al 10 (excluyendo el 0).  El objetivo, como no, es ser el que consiga más puntos.

En cada ronda se saca una carta de puntos y los jugadores han de jugar simultaneamente una de las 15 cartas de su mano. si la carta de puntos que ha salido es positiva, se la lleva el jugador que haya jugado la carta más alta de su mano. Si la carta de puntos es negativa se la lleva el que haya jugado la carta más baja de su mano. Pero si dos jugadores o más usan cartas del mismo valor, estas se anulan mútuamente y se descartan. En caso de que no haya ganador en una ronda (porque todos han jugado cartas repetidas), la carta sacada del mazo central no se la lleva nadie. Una vez sacadas las 15 cartas del mazo central, se acaba la partida y quien consiga sumar más puntos con las cartas que se ha llevado, gana.

Sencillo, ¿verdad? Pero es más fácil de lo que parece que dos jugadores jueguen la misma carta al mismo tiempo (sobre todo si juegan 4). Así que puedes confiarte pensando que una mano te la vas a llevar tu al jugar un 13 o un 14 pero resulta que otro ha pensado igual y te chafa la jugada, donde el premio a alguien que haya jugado un 5 (por ejemplo).

En España el juego lo editan nuestros amigos de Morapiaf y desde este momento pasa a ser uno de nuestros juegos destacados y podréis disfrutarlo en todos los eventos a los que asistamos.

¿Echamos una partida?

Cafés por tiempo ¿viables en España?

En el último capítulo de “Después de clase, el club de dados” se mencionan las cafeterías que ofrecen juegos de mesa, que cada vez son más comunes en Japón. Y por ello se me ha ocurrido escribir una entrada sobre estos locales, que no son algo exclusivo de Japón, sino que cada vez se van haciendo más comunes por distintos países… excepto en España.

manga-cafeEn Japón son conocidos como manga kissa (o manga kissaten) aunque ahora ya no solo ofrecen mangas para leer, en otras partes del mundo son conocidos como time cafe o pay-per-minute cafe.

¿Que son los pay-per-minute cafe?

Estos locales no son cafeterías al uso, aunque puedes tomar bebidas y algunos alimentos como en las cafeterías.

La diferencia más importante es que no pagas lo que consumes, sino el tiempo que pasas en el local.

Durante ese tiempo puedes participar en todas las actividades que ofrecen, como puede ser leer libros o periódicos, jugar a juegos de mesa, navegar por Internet y algunos incluso tienen salas de proyecciones donde ver alguna película o serie de TV.ziferblat_5

Y mientras estás realizando todas esas actividades, puedes comer o beber aquello que ofrezca el local (generalmente no se ofrecen bebidas alcohólicas y los alimentos se limitan a galletas, algo de bollería, pastas, snacks y poco más, aunque algunos locales tienen una cocina donde los clientes pueden preparase algún plato si lo desean).

¿Como funcionan?

Bueno, el funcionamiento exacto puede variar en cada café, pero básicamente, el encargado apunta la hora exacta a la que entras y la hora a la que sales y pagas según el número de minutos que hayas permanecido en el local. La mayoría no tienen un mínimo de permanencia, aunque hay algunos en los que si pasas menos de una hora, pagas esa hora (y si pasas más de una hora, pagas el tiempo que hayas estado).

Generalmente hay relojes colgados de forma visible por distintas partes ya que es el cliente el responsable de controlar el tiempo que pasa allí para no llevarse una sorpresa a la hora de pagar la cuenta.

¿Donde están estos cafés?

Pues probablemente los más famosos son los manga kissa de Japón, ya que puede que sean los pioneros en este tipo de locales. Pero últimamente han aparecido time cafes también por otros países.

07-edge-galleryPor ejemplo, la cadena Ziferblat comenzó su andadura en Moscú y posteriormente se ha expandido por (aparte de otras ciudades de Rusia) Ucrania, Eslovenia y Gran Bretaña.

También en India hay algún local de estas características, en Bélgica, y como no, en Estados Unidos también hay time cafes.

Pero ¿y en España?

Pues que yo sepa, en España hay uno, en Barcelona, llamado Tactic, en la calle Castillejos. No tengo constancia de otros locales de este estilo en nuestro país. Si que se de muchas cafeterías “tradicionales” que te cobran lo que consumes y te ofrecen libros, cómics y juegos, pero no de más que te cobren por el tiempo que pasas allí (que alguien me corrija si sabe de más sitios similares).

Claro, yo ahora me planteo una cosa. En un país en que parece que pagar por algo que puedes sacar gratis (aunque sea de forma fraudulenta) sea de tontos y la gente no se descarga los cubatas porque es físicamente imposible (recordemos que España es uno de los países con más piratería del mundo) ¿estaría la gente dispuesta a pagar por ir a leer o a jugar?

tactic-escape-rooms-time

El vídeo que acompañó a la noticia de la aparición del primer time cafe de España (podéis verlo en nuestro canal de youtube, el enlace https://www.youtube.com/watch?v=7u6SQrOeDCc) parece indicar que no es así. De hecho la gente está acostumbrada a ir a una cafetería y tirarse media tarde (o medio día) charlando sin consumir más que un cafe o un refresco.

Claro, si solo vas a consumir un café o un refresco pero te vas a tirar 2 horas, te puede salir cara la tarde, porque la consumición puede costarte 6 o 7 euros (el precio en Tactic es de 6 céntimos por minuto, o lo que es lo mismo 3,60 euros por hora).

Pero estos locales no están pensados para ir a charlar con los amigos tomando solo un pincho de tortilla y un te. En estos locales pagas por el servicio que te ofrecen, por los libros, juegos, películas de los que puedes disfrutar allí sin necesidad de comprarlos.

Imagino que si este tipo de locales empiezan a proliferar aparte empezaran a salir los típicos problemas con las editoriales, sociedades de derechos de autos y demás que se quejarán de que se les quita ventas o pretenderán cobrar un pastizal en concepto de derechos de autor.

¿Que opináis vosotros? ¿Es un negocio con futuro en España o por el contrario estaría condenado al fracaso?

Ratones a la carrera (Viva topo)

vivatopo1

Ayer añadíamos un nuevo capítulo del manga “Después de clase, el club de dados” en el que aparecía un nuevo juego, que como siempre, entrará a formar parte de nuestra ludoteca como juego destacado. El juego en cuestión se llama “Ratones a la carrera” (Viva topo! como nombre original) y en España ha sido editado por Ediciones Más que oca.

A pesar de ser considerado un juego infantil, el juego tiene más miga de la que parece e incluso los adultos han de planear su estrategia bien para evitar perder todas sus fichas.

¿Como se juega?

Cada jugador empieza con 4 ratones de su color (5 si solo hay 2 jugadores) y su objetivo es conseguir el mayor número de porciones de queso al final de la partida. El queso se encuentra en 4 escondites en cada una de las esquinas del tablero (con piezas de 1, 2, 3 y 4 porciones correspondientemente, cuanto más lejos esté el escondite, mayor es el queso que tiene) y en la meta situada al final del recorrido (con quesos enteros de 6 porciones). En su turno, cada jugador lanza un dado y avanza uno de sus ratones tantas casillas como indique el dado. Pero si sale el 1, también avanza una casilla un gato que va persiguiendo a los ratones. Cuando un gato pase o se detenga por la casilla donde hay un ratón, se lo come (a todos los que haya si hay más de uno).

Los ratones han de correr y decidir cuando seguir y cuando meterse en uno de los escondites y coger un trozo de queso, pero una vez entren en uno, dejan de participar en la carrera y se quedan con el queso conseguido.

Además, si el gato da una vuelta completa al tablero, acelera y empieza a avanzar las casillas de dos en dos en lugar de uno. Y no vale quedarse en la salida porque aunque el gato no entra en la casilla de salida, al terminar la primera vuelta se zampa a todos los ratones que aún no hayan comenzado la carrera.

Premios

Este es el primer juego de mesa premiado que aparece en “Después de clase, el club de dados” ya que “Ratones a la carrera” tiene el honor de haber ganado los siguientes premios:

  • Ganador al mejor juego infantil del año en Alemania en 2003
  •  Ganador al mejor juego infantil en Japón en 2003
  • Nominado al mejor juego para niños de 5 a 9 años en Alemania en 2003
  • Ganador al mejor juego infantil en Australia en 2009
  • Finalista al mejor juego infantil en Canadá en 2012

Como veis, un buen curriculum. Y sin duda es un juego que no os defraudará, ideal para jugar toda la familia.

Vuelve el club de dados, por partida doble

110

Ya tenéis disponible nuevas aventuras de las chicas protagonistas de nuestro cómic estrella. Vuelven Miki, Aya y Midori con nuevos amigos y nuevos juegos de mesa. Y esta vez por partida doble, porque acabamos de poner a la venta 2 nuevos capítulos de este manga para jugones.

En el primero de ellos, Miki se encuentra con una chica en apuros mientras se dirige a reunirse con Midori y Aya para ir a jugar a casa de esta última.

Pero resulta que la chica es la hermana mayor de Aya quien (y esto es ya del segundo capítulo) se une a ellas en una partida al divertido juego “Ratones a la carrera”, que en España editan nuestros amigos de Ediciones más que oca (y del que os hablaremos en un par de días).

Así que ya podéis disfrutar de este manga, pero atención, porque aunque solo quedan 3 capítulos más para acabar con el primer tomo (de un total de 7 que hay hasta el momento), aún nos faltan por descubrir dos juegos más de este primer tomo, uno de ellos muy conocido. ¿Cuales serán?

Poker de bichos

poker de bichos

Hace unos días publicabamos el capítulo del manga “Después de clase, el club de dados” en el que las protagonistas probaban el juego “Poker de bichos”, publicado en España por Devir.

Poker de bichos es un juego muy divertido al que pueden jugar entre 2 y 6 jugadores. No tiene mucho que ver con el conocido juego de naipes salvo que tenéis que marcaros faroles para ganar.

Las partidas suelen durar alrededor de 20 minutos (aunque, claro está, esto depende del tiempo que se tomen los jugadores para hacer sus jugadas), así que puede ser ideal para echar algunas partidas rápidas en cualquier momento libre que tengáis (por ejemplo, en un viaje de tren).

¿Como se juega?

El juego se compone de una baraja de 64 cartas representando a 8 bichos diferentes: cucarachas, arañas, chinches apestosas, escorpiones, moscas, murciélagos y ratas. Estas cartas se reparten entre todos los jugadores (existe la posibilidad que un jugador tenga más cartas que otro).

Entonces el jugador activo escoge una carta de su mano y la pasa a otro de los jugadores (el que quiera) boca abajo diciendo que bicho es (y puede decir la verdad o puede mentir). Este jugador tiene dos opciones:

  • Decir si el jugador que le ha pasado la carta miente o dice la verdad y comprobarlo. Si acierta, el jugador que le pasó la carta la coloca boca arriba delante suyo. Si falla es él quien coloca la carta destapada delante suyo.
  • Mirar la carta y pasarla a otro jugador que aun no haya visto la carta diciendo que bicho es (pudiendo decir el mismo que le han dicho a él o cambiarlo, pudiendo mentir o decir la verdad). Este nuevo jugador podrá escoger cualquiera de estas dos opciones de nuevo a menos que todos los demás jugadores hayan visto ya la carta, entonces tendrá que arriesgarse con la primera opción.

El jugador que se queda la carta delante suya es quien empieza la siguiente ronda.

Esta mecánica se repite hasta que un jugador tiene  cartas del mismo bicho delante suya o le toca empezar una ronda y no tiene cartas en su mano. En ambos casos, pierde la partida (y todos los demás ganan).

Si juegan solo 2 jugadores, antes de empezar a repartir cartas se retiran 10 del mazo (sin mirarlas) que no se utilizarán). Además, para perder la partida un jugador ha de acumular 5 cartas del mismo bicho delante suyo en lugar de 4. Por lo demás, la mecánica es la misma.

Como veis es un juego muy sencillo y rápido a la vez que divertido. desde aquí os animamos a probarlo a todos.